domingo, 13 de septiembre de 2009

Venezuela: 1164 empleos se perderàn si cierran 29 emisoras.

Mil 164 empleos se perderán si cierran las 29 emisoras
Cabello ofreció no dejar solos a trabajadores, ahora desempleados
Contenido relacionado

Francis Marín tiene 43 años de edad y durante 14 se ha encargado del servicio de limpieza en la emisora Super K La Caribeña, en el estado Nueva Esparta -una de las 32 estaciones de radio cerradas por instrucción gubernamental-. Hoy el futuro de Francis y el de sus tres hijos es incierto, mucho más si se toma en cuenta que es madre soltera.





De acuerdo con las cifras de la Cámara Venezolana de la Industria de la Radiodifusión, con el primer lote de 32 emisoras cerradas hace mes y medio, se perdieron aproximadamente 1.280 empleos directos e indirectos. No obstante, según el ministro de Obras Públicas y Vivienda, Diosdado Cabello, los trabajadores de estas emisoras no tienen de qué preocuparse. "El Gobierno Nacional no los va a dejar solos, ni siquiera les preguntamos de qué tendencia política son. Le pedimos a los trabajadores que no se dejen manipular", dijo el 2 de agosto pasado.





A pesar de la aseveración del alto funcionario, ya a Francis Marín le anunciaron que será liquidada y acudirá solo a hacer la limpieza en la emisora pocos días a la semana, por lo que su sueldo será muy inferior. "Para mí esto ha sido fatal, mis tres hijos todavía están pequeños, ahorita tengo la escuela encima. Estoy buscando trabajo a ver si puedo planchar o limpiar en una casa. Menos mal que tengo casa propia", dijo preocupada y con el característico acento oriental.





Sin alternativa En casi todas las estaciones cerradas han tenido que despedir al personal y pagarle sus prestaciones sociales. Nelson Belfort, presidente de la Cámara de Radio y propietario de cinco estaciones del Circuito Nacional Belfort (CNB) que quedaron fuera del aire, comenta al explicar el despido de 70 de sus trabajadores directos: "Lamentablemente es una decisión de fuerza mayor, sin ingresos no puedes operar más". El Instituto Nacional de Estadística (INE), reportó la semana pasada que en julio de 2009 había en el país 404.233 jóvenes entre 15 y 24 años desempleados. Luis Gerardo Núñez -uno de los ex trabajadores de CNB- comenzó a integrar, desde el jueves 3 de septiembre, este segmento de la población. Con 23 años, Luis Gerardo era el locutor del programa Alta Rotación que se transmitía de 1 a 4 de la tarde en CNB 102.3 FM en Caracas, además era productor de planta. Dice que tenía cinco años en la empresa y comenta lo difícil que es buscar empleo con la actual situación de la radiodifusión en el país. "Estoy armando maquetas y llevando a otras emisoras, pero llega un momento en que la incertidumbre está llegando a las otras radios y te dicen: 'ahorita yo no puedo cambiar ni meter gente', porque todo el mundo está asustado.





Cuando vengan las otras 29 (estaciones cerradas) el mercado laboral se irá minimizando". Con el cierre de este nuevo lote de emisoras anunciado por el Gobierno, aproximadamente 1.160 trabajadores más quedarán sin sus empleos. Cómo afecta En las dos estaciones de los altos mirandinos que cerraron (Radio Metropolitana AM y FM) ambas bajo la dirección de Omar García, también hubo que despedir al personal. "No podía pagarle más el salario y ellos aceptaron que los liquidara y quedamos pendientes si se va a restituir la señal", dijo García. En tan solo esas dos emisoras se perdieron 20 empleos directos y 60 indirectos. Migdalia Martínez, de 36 años, fue una de las despedidas en Radio Metropolitana. Durante siete años se desempeñó como jefa de Información, tiene una niña de año y medio y está próxima a dar a luz un varón. "A uno le afecta muchísimo porque tienes una estabilidad laboral, y el mercado laboral está muy difícil", comentó. Explica que desde que fue despedida ha estado trabajando free lance, escribiendo para revistas, pero no con un ingreso fijo. "Esto te afecta mucho en la parte emocional, económica, en el entorno familiar", aseguró.





Pero hay radiodifusores que esperanzados con que le devuelvan pronto la señal abierta han mantenido contratado a su personal. Es el caso de Félix Alí Obelmejías, propietario de Radio Bonita AM y Sol Stereo FM, ambas de Guatire. Pero las esperanzas, al igual que el dinero, se va acabando para la estaciones cerradas. "Todavía no hemos liquidado a ninguno. Son doce trabajadores directos más 18 productores independientes. Les pagamos su primer mes y estamos por cancelar la primera quincena de este mes, pero la semana que viene vamos a empezar a liquidar", dijo con tono de resignación. En el dial de la estaciones cerradas solo se escucha ruido.



Serán en total 240 que tendrán el mismo sonido, mientras en las casas de los nuevos desempleados y en las de los trabajadores de las estaciones que permanecen abiertas, se escuchan lamentos de angustia, a pesar de la promesa de Diosdado Cabello.

Solicitan diálogo

Jóvenes trabajadores de la radiodifusión, agrupados en la organización Somos Radio, han intentado esta semana en un par de ocasiones y en forma infructuosa reunirse con el ministro de Obras públicas y Vivienda, Diosdado Cabello. "Queremos decirle (a Cabello) que por favor no cierre más radios, que hay formas de mejorar la situación actual sin necesidad de dejar sin empleo a los trabajadores de la radio", declaró el locutor Rafael Cadavieco, vocero de Somos Radio. Los trabajadores dicen que seguirán en la calle alertando sobre las consecuencias del cierre de las estaciones.


rtheis@eluniversal.com
Reyes Theis. EL UNIVERSAL



tomado de diexismo venezolano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada